Post Fri Mar 25, 2011 2:37 pm

Diferencia entre el maestro y el aficionado

Image

En cierta oportunidad le preguntaron al Dr. Lasker cual era la diferencia entre un maestro y un buen aficionado. El entonces campeón del mundo replicó:

La diferencia entre un maestro y un buen aficionado no radica precisamente en lo más fundamental. El buen aficionado tiene a menudo un gran concepto del ajedrez, posee el sentido cabal de la estrategia y en líneas generales ve igual que un maestro. Sabe dónde está un punto débil y cómo debe planearse la estrategia ganadora. Pero se equivoca en la concatenación de las jugadas. Las traspone y malogra oportunidades valiosísimas.”

De donde se deduce que la diferencia está más en la táctica que en la estrategia. Un aficionado de primera fuerza o un maestro débil tienen el sentido de la posición, pero “ven mal y se equivocan”. De ahí el permanente debatirse en lamentos que sigue a toda partida de ajedrez.

El “tuve la partida ganada” es casi siempre una verdad, pero también es cierto que quien con frecuencia repite lo mismo, alimenta una sospechosa costumbre de equivocarse, de la que no debe culparse al ajedrez ni al azar. Es prueba de que sufre una falla ajedrecística, que es la que en realidad le impide jugar mejor, por lo cual bien haría en tratar de subsanarla en lugar de protestar contra el adversario que tuvo la fortuna de medirse con un rival que se equivoca tanto…


Roberto G. Grau





.